Estética Dental

La sonrisa es una parte esencial de nuestra imagen de cara a otras personas. y una sonrisa cuidada puede influir positivamente en la persona que tenemos delante.

Engloba todo aquello que tenga que ver con la belleza, la estética, o el embellecimiento de sus dientes, en sus muy distintas formas y posibilidades.

Nos permite mejorar el aspecto antiestético de los dientes manchados o amarillentos, dando como resultado unos dientes más blancos y brillantes.
El desgaste normal por el paso de los años, hábitos como fumar o tomar café en exceso, los alimentos con colorantes, algunos antibióticos o una higiene inadecuada pueden provocar que aparezcan manchas en los dientes.

El tratamiento de blanqueamiento dental consiste precisamente en eliminar esas tinciones depositadas en la superficie dental o en el interior del diente mediante distintas técnicas que pueden realizarse en la clínica, en casa o una combinación de ambas opciones.

Tras efectuar un análisis de las formas y proporciones de sus dientes, y mediante los retoque adecuados con composites (materiales altamente estéticos de última generación), es posible conseguir una mejora visible de su sonrisa.

Se pueden cerrar espacios entre los dientes  (diastémas), ocultar manchas del esmalte (manchas blancas), alargar dientes que se hayan desgastado por apretamiento.

Son unas finas láminas de cerámica de espesor milimétrico que se colocan cubriendo la zona delantera de los dientes habiendo reducido previamente de forma leve el espesor de esmalte del mismo.

Con ellas podemos conseguir mejorar la estética dental, disimulando manchas, anomalías de forma o leves anomalías de posición o tamaño.

Una corona es un recubrimiento realizado sobre la totalidad del área de la corona del diente, esta restauración adquiere un grosor variable dependiendo del diente a restaurar y de los requerimientos estéticos y mecánicos de éste.

Estas restauraciones están indicadas cuando existen grandes destrucciones dentarias o cuando hay graves alteraciones de posición tamaño o forma.
Las coronas con base metálica están siendo sustituidas por materiales cerámicos que confieren una estética mucho mayor con una resistencia similar a la del metal, permitiendo además conservar más cantidad de diente natural.

Contamos con el disilicato de litio que es un  material cerámico de alta tecnología que se caracteriza por su insuperable estabilidad, biocompatibilidad y resistencia, indicado para zonas con un alto compromiso estético. El circonio odontológico (óxido de circonio) también nos permite la realización de coronas de altísima calidad.

Pedir cita